Blogia
Mediatizados.com.ar - los intereses detrás de los multimedios

Periodistas argentinos: hipócritas útiles

Ser o no ser periodista

"Ser o no ser periodista", es la cuestión del que decide trabajar en la profesión.

La sociedad debe confiar en ellos. Transmitieron tranquilidad y paz durante la dictadura de Videla e  increíblemente infunden miedo en democracia. El discurso único es su eje de acción. Nunca critican a los medios y mucho menos a sus dueños. Su lógica de pensamiento es la autocensura: ocultar los temas que pongan en peligro su trabajo. Su ideología la venden al mejor postor. Buscan fama y prestigio social aunque deban mentir, manipular o tapar información. Tienen la libertad de un títere pero dicen que son independientes. Ahora que la nueva Ley de Medios los puso en evidencia, reaccionan corporativamente por el temor al desprestigio social. Pero ya es tarde, piedra libre a los hipócritas. Este texto no intenta generalizar: al que le cabe el saco que se lo ponga.

                                                                  Por Alejandro Costanzo

"Fingir cualidades o sentimientos contrarios a los que verdaderamente se tienen o experimentan", dice el diccionario de La Real Academia Española sobre el significado de hipocresía. Esta es la mejor cualidad que, lamentablemente, describe el actuar de muchos periodistas en la actualidad. ¿Cómo llegamos a esta situación? ¿Por qué aquellos en los que debemos confiar traicionan y engañan a la sociedad? ¿Por qué la información es ante todo un gran negocio?

Se para en un lugar de superioridad. Siente que tiene poder y con la información como lanza puede herir a todo aquel que se interponga en sus objetivos. Da y quita la palabra; sugiere y propone con sutilezas; alerta y asusta si es necesario; analiza y dicta sentencia; amenaza y se atreve a gobernar. Si algún ciudadano le tapa el micrófono, la corporación mediática grita "¡se ataca la libertad de prensa!". Sin embargo, durante la dictadura de los 70 nada se decía sobre secuestros, torturas y asesinatos. Tampoco sobre la persecución y muerte a periodistas, intelectuales y artistas.  Lo mismo sucedió en  la década infame menemista: sin el apoyo de los grandes medios de comunicación y sus "prestigiosos" periodistas no hubiesen sido posible el remate de la Argentina y la aplicación de las políticas neoliberales que nos llevaron a la extrema pobreza y la crisis del 2001.

Hipócritas, miserables, mentirosos, traidores, asesinos a sueldo de la información. Ninguno de estos calificativos les queda chico. Pero ahora que el pueblo los comienza a señalar porque ha visto, ha escuchado y ha leído los secretos que durante muchos años se mantuvieron ocultos en la Argentina, los periodistas -esos periodistas- cómplices e impunes comienzan a temblar, se desesperan e inquietan, titubean cuando hablan y todo el tiempo deben dar explicaciones. Juntos corren al congreso en busca de asilo a sus aliados políticos -cómplices también- para decir y alertar, para señalar y asustar: "esto puede terminar con un muerto". Ahora el miedo golpea a su puerta. Dejaron de ser impunes y eso es sano para el país.  

La sociedad reconoce a esos periodistas porque durante años han recorrido las diferentes redacciones de diarios, las radios y los canales más importantes del país. Han dirigido varios de esos medios, de los "grandes" medios. Muchos de ellos tienen doble apellido, una condición que los hace más pulcros, respetables e intocables. Han ganado en un año, lo que un trabajador nunca verá en toda su vida.

El origen del  actual sistema de medios de comunicación de Argentina es siniestro, oscuro y mafioso. Un "gran pulpo" empresario acapara la mayoría de los medios del país. Nadie pudo crecer tanto sin que muchos otros perdieran lo poco que tenían. Mediante la asfixia económica, la competencia desleal y la extorsión destruyeron y absorbieron diarios y revistas, radios AM y FM, canales de TV abierta y por cable de todo el país.  Pero esto no hubiese sido posible sin la ayuda del lobby empresario y los políticos inescrupulosos: gobiernos de facto y democráticos que han canjeado "buena prensa" por negocios magníficos para el "gran multimedio argentino". Una mano lava a la otra y las dos se lavan la cara.

El cofre del pasado, guardado bajo siete llaves, fue abierto por la llave maestra: la nueva Ley de Medios. ¡Bendita llave! Tan esperada por más de  26 años. Ese cofre tiene la verdad, la auténtica,  la que puede cambiar las cosas de raíz: el pacto de los diarios más importantes de Argentina con el dictador  Videla. Pacto que intercambió el negocio del papel por el control de la información. Pacto de sangre porque supone el regalo de dos bebés secuestrados a manos de la dueña del multimedio más grande del país. Pacto y traición porque le quitó al pueblo argentino la posibilidad de informarse con libertad. Pero ahora la verdad más temida y ocultada durante 30 años por los "grandes" multimedios y periodistas, está en la conciencia de la sociedad. Ya no hay vuelta atrás. La verdad se impuso sobre aquellos periodistas que no están acostumbrados a usarla -esa que saben vender por unos cuantos billetes verdes. Nunca les importó lo que significa "la satisfacción moral de un acto de libertad". *

Todos lo saben, pero la mayoría elige callar. Otros, los periodistas más comprometidos con ese oscuro pasado, van más allá y dicen que hoy tenemos "libertad de prensa" y "periodismo independiente".  Pero más bien se debería hablar de libertad de empresa y periodismo conveniente. Una degradación que equipara al periodista con una pancarta, con un manifiesto político, con la propaganda, una cosa que apenas dice lo que sabe que puede decir o simplemente repite lo que le dicen. Entonces, por qué no lo llaman "vocero" en vez de "periodista".

No hay que olvidar a aquellos hombres que durante estos últimos 30 años han luchado para  ejercer un verdadero periodismo. Pocos, apenas una excepción. Han honrado con su trabajo, su ética y su propia vida la profesión del periodista. "Curiosos de la verdad" ** que tomaron en serio la palabra y se propusieron como objetivo "dar testimonio en tiempos difíciles" *. Varios fueron perseguidos, torturados y silenciados con la muerte. Después vino la democracia pero el poder económico absorbió a los medios de comunicación y sometió al periodismo a las leyes del mercado. La noticia pasó a ser un negocio y un poder para los empresarios. El periodista que se atrevía a cuestionar los medios o sus dueños era silenciado en nombre de la libertad de empresa. La mayoría entendió e hizo de la autocensura una práctica cotidiana y necesaria para mendigar empleo.

Aún así, continuaron las excepciones. Hubo hombres que no dudaron en investigar y mostrar lo oculto a la sociedad sin importar sus consecuencias. Siempre son unos pocos los que piensan, analizan y opinan con libertad. Verdadera libertad. Pero casi no se los escucha. El sistema se encarga de silenciarlos o desprestigiarlos para que no sean tenidos en cuenta. Se los hace parecer como la oveja negra del periodismo aunque son el periodismo sincero. Hoy luchan por ejercer su vapuleada profesión ante gigantescos monopolios de comunicación que se imponen. Se resisten a la autocensura, a vender su ideología, a no poder decir simplemente lo que saben o piensan, a traicionar los valores éticos. Lo hacen porque entienden que "la ética es una cadena sin fin que viene desde el comienzo de la Historia" **  Son coherentes, son valientes, son pocos -muy pocos-, pero ellos sí, son dignos de ser PERIODISTAS. 

A esta excepción del periodismo argentino, con la esperanza de que la nueva Ley de Medios les dé la posibilidad de ser la generalidad en el país: muy feliz día del periodista.

 

*  Palabras de Rodolfo Walsh

** Palabras de Osvaldo Bayer

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

6 comentarios

Pica MieL -

Practicamente la misma definicion de todos los presidentes y forros de los presidentes que tuvimos desde el 83 hasta hoy, incluido los kirchner.

para roque -

roquito querido, la ley de medios no pertenece a kirchner. Informate, fijate hace cuántos años se viene gestando y cuáles son sus adhesiones, quiénes participaron, cuántos foros se hicieron. Dejá el odio de lado y transformalo en algo positivo. No es malo cuando alguien reconoce sus errores o elige cambiar.

Ah, buscá bien, no sea cosa que te fijes en los medios de siempre, ahi sólo vas a encontrar "ley de medios K".

NORMA P. -

A ROQUE AGUADO:

CUANTA VIOLENCIA HAY EN SUS PALABRAS. POR QUÉ ESA BRONCA SIN FUNDAMENTOS. USTED DICE QUE LOS OTROS NO SABEN VIVIR EN DEMOCRACIA PERO SU EJEMPLO NO ES EL ADECUADO: NOMBRANDO LA PALABRA "DICTADOR" EN DEMOCRACIA. ADMÁS NO SE POR QUE SE ENOJA TANTO CON ESTE TEXTO QUE PLANTEA MUCHAS VERDADES. YO ESTOY DE ACUERDO. Y TAMBIEN CREO EN LA LEY DE MEDIOS COMO UN INSTRUMENTO QUE PUEDE LIBERAR AL PUEBLO DE TODOS, LOS GURPOS ECONÓMICOS Y POLITICOS CORRUPTOS.
ASI QUE ROQUE MIDA SUS PALABRAS PORQUE DE ESTE MODO NUCA VAMOS A CONSTRUIR NADA SANO.
SALUDOS.
MUY BUENA LA NOTA

Roque Aguado -

que es esto de mediatizados...que tiene que ver la dictadura con las retenciones al campo, que tiene que ver la dictadura con que la gente se sigue muriendo de hambre..chupamedia de kirchner sigan agarrandose de los desaparecidos sigan usandolos como caballito de batalla...sigan faltadoles el respespeto y nombrandolos cuando no tienen nada que decir en su defensa.
y antes de hablar de la ley de medios, manga de chupamedias que esperan algo a cambio, hagansé cargo de que son ignorantes y que seguramente estan siendo mantenidos por guita que ponemos nosotros pagando los impuestos día a día, para que me vengas a hablar de la dictadura cuando ya la conozco y se quienes fueron los responsables...pelotudos como ustedes que no saben vivir en democracia y viven contentos mientras su dictador kirchner este en el poder...saludos a ustedes que seguramente estan a favor de chavez y de todos esos dictadores que no pueden dejar el poder porq quieren mas poder unos videlas encubiertos!!!

Fernando Javier Lasagno -

Buena verdad Sr Constanzo lanzada al espacio virtual.
Este comentario que se acerca mucho mas al mundo o realidad que se vive en un pais y planeta enfermos cronicos de corrupcion y destruccion del tejido ambiental, social y de verdaderas convicciones, culturas y creencias, no es titular ni nota en los programas de mayor rating mediatico que trepa gracias a la metastasis que sufre el conciente colectivo, con un cancer que pudre las celulas sanas de las mentes del ser que supuestamente es mas inteligente que los demas
reinos, pero demostrada esta de que ha sido tan grande la involucion que siquiera tenemos asegurada la supervivencia de nuestra especie ni la de poder mostrar la verdad de lo que acontece en pos del interes social para preparar el cambio necesario, ante el inminente caos que se avecina y que las grandes corporaciones aun pretenden lucrar con el ayudados por la corruptela de los gobiernos.
Programas de TV como los de Tinelli, Susana, el gran hermano, y revistas sensacionalistas de la clase vip, entre tantos, que solo dejan un enorme pasivo mental, social y vacio de espiritualidad que consideren a nuestra madre tierra, no debieran haber existido, como tambien la globalizacion de la decadencia de la sociedad occidental; pero como estamos en un mundo que esta muy lejos de la verdadera justicia y de la busqueda del bien comun, es lo que tenemos.

El poder del cambio aun, cuando fuera muy tarde pare el yace a nuestra voluntad, ante una sociedad desigualitaria que vive en esta aldea global; si queda algo por hacer, es trabajar en lo que cada uno pueda aportar y en conjunto y tambien rezar para que quienes tienen poder de decision, aprieten los botones correctos y firmen por un mundo mejor, que de todos modos cierne sobre lo que creemos que es la realidad.
Saludos a los periodistas de la verdad y la justicia.

viviana -

Muy buena la nota. Para el que sea merecedor:¡Feliz día!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres